Puerta grande en Alicante para Ginés Marín

Plaza de toros de Alicante. Cuarto festejo de la Feria de Hogueras. Primera corrida de toros. Media entrada. Astados de la ganadería de Fuente Ymbro, que han mantenido el interés durante toda la corrida pero a los que les ha faltado entrega y clase en sus embestidas.

Antonio Ferrera (Verde esperanza y oro): Saludos y 1 oreja tras aviso.

Miguel Ángel Perera (Salmón y oro): Saludos tras aviso y Saludos.

Ginés Marín (Nazareno y oro): 1 oreja y 2 orejas.

Muy por encima de la corrida de Fuente Ymbro ha estado la terna de toreros actuantes hoy en Alicante, tapando en muchas ocasiones las complicaciones que han desarrollado los animales.

El primero del lote de Antonio Ferrera ha empujado con buena condición en el peto, haciendo las cosas con nobleza y cierta clase. Faena templada del torero extremeño, dejándole la muleta puesta adelante al cornúpeta para tirar de él a media altura, sin terminar de obligarle. El toro se viene algo a menos al final. Estocada corta en buen sitio. Saludos.

El cuarto ha echado la cara arriba y ha protestado tanto en las telas como en el caballo de picar. Inteligente y lidiador Antonio Ferrera, que lo ha buscado siempre a la salida de cada muletazo, intentando la ligazón de los mismos. Los mejores pasajes del trasteo de Ferrera han llegado al manejar la mano zurda, dejándole la pañosa debajo del hocico. Gran estocada. Una oreja tras aviso.

El segundo de la tarde ha sido, con diferencia, el peor toro del sexteto que ha saltado hoy al coso alicantino. Derrotando por arriba, quedándose muy corto en la muleta de Miguel Ángel Perera y sacando complicaciones conforme avanzaba la faena. Poderoso el matador pacense, llevando y tapando mucho a su antagonista, tratando de que rompiera hacia delante. Estocada contraria y descabello. Saludos tras aviso.

El quinto sí que ha sacado, en parte, el buen fondo de bravura y entrega que posee la ganadería de Fuente Ymbro. En cambio, en los primeros tercios el toro no ha hecho bien las cosas, llegando a la muleta de Miguel Ángel Perera sin definirse. El sometimiento y el poderío del que hace gala el diestro pacense han metido al toro en el canasto, hasta que éste se ha rajado. Media estocada y descabello. Saludos.

De manera muy templada ha saludado Ginés Marín al tercero de la suelta, realizando después del paso de éste por el peto, un quite por chicuelinas. Muy dispuesto ha estado con él el torero nacido en Jerez de la Frontera, ganándole un paso al terminar el muletazo para evitar que el astado se le marchara de su jurisdicción, ya que el toro ha estado marcando un clara querencia a tablas durante toda la faena. Estocada arriba. Una oreja.

Muy importante actuación ha tenido Ginés Marín frente al sexto de la corrida, un toro que se ha parado y se lo pensado de salida en el capote del matador. Nuevamente, ha intervenido en quites Ginés Marín tras la consecución del primer tercio. En este caso, ha quitado por chicuelinas y tafalleras. Mucho valor y una buena dosis de firmeza han sido necesarios para domeñar y someter al de Fuente Ymbro, que protestaba, soltaba la cara y que se ha movido siempre con violencia y aspereza. La entrega que le ha faltado al animal, la ha puesto Ginés Marín, que ha hilvanado una faena de peso. Espadazo en todo lo alto. Dos orejas.

En el apartado de las cuadrillas, resaltar al picador Ignacio Rodríguez, en el 5º. Lidiando han destacado Javier Ambel, en el 2º; José Chacón, en el 4º; y Curro Javier, en el 5º, quién también ha brillado pareando al 2º, al igual que Fernando Sánchez, en el 4º; desmonterándose ambos. Mencionar, de igual forma, el buen tercio rehiletero que ha cuajado Rafael Viotti, en el 6º.

Ginés Marín ha salido en volandas por la puerta grande a la conclusión de la corrida.

Fotos: Teseo Comunicación – Eventos Mare Nostrum – Alicante