Gran dimensión de José Fernando Molina, a hombros con Víctor Hernández, en Albacete

Plaza de toros de Albacete. Quinto festejo de la Feria de la Virgen de los Llanos. 2ª Novillada picada. Media plaza. Astados de la vacada de Montealto, muy bien presentados y de muy buen juego. Los mejores 2º, con mucha clase, y 5º, bravo y encastado.

Víctor Hernández (Malva y oro): 1 oreja y 1 oreja tras aviso.

José Fernando Molina (Verde y oro): 1 oreja y 2 orejas.

Álvaro Alarcón (Blanco y plata): Ovación tras petición y aviso y Silencio.

Incidencias: Lluvia en el primer novillo de la tarde.

1º “Carretilla”, nº 37, colorado chorreado. Templado recibo capotero de Víctor Hernández, repitiendo el novillo con clase. Variado quite de Víctor Hernández, con la planta muy quieta, pasándose al animal muy cerca. El burel tiene nobleza, calidad y ritmo en su embestida. Víctor Hernández comienza la faena por estatuarios, seguidos por series con ambas manos templadas ante un novillo al que le ha faltado profundidad a la hora de embestir y que salía del muletazo con la cara a media altura, con poca entrega, aunque el primer tramo del mismo lo hacía bien. Bernadinas para cerrar la faena. Estocada delantera y desprendida, sufriendo una seria voltereta el novillero. Sin consecuencias. Una oreja.

2º “Alamito”, nº 63, colorado. Con codicia embiste el de Montealto en el capote de José Fernando Molina, que abrocha su saludo con una media verónica ligada a una revolera. Quite por cordobinas y caleserinas del novillero albaceteño, aprovechando la buena condición de “Alamito”, que ha humillado con ritmo hasta el final del viaje. Buena lidia de Caco Ramos, muy templado con el novillo. Faena rotunda, maciza de José Fernando Molina, basada en la entrega y en la verdad, con muletazos de cartel de toros, largos, profundos y muy lentos, como el mismo arranque de faena, por bajo. Algunos naturales han sido a cámara lenta. En el segundo tramo de faena le instrumenta al burel de Montealto, nobilísimo, varios circulares, ejecutando un toreo en ochos. Pinchazo hondo arriba y certero descabello. Una oreja.

3º “Vanidoso”, nº 66, colorado. Templadas verónicas de Álvaro Alarcón en el recibo, ejecutando tras el paso por el peto un quite por gaoneras. Andrés Revuelta se luce en labores de lidia. Trasteo valeroso y entregado de Álvaro Alarcón, con algunos naturales de muy buen trazo, enganchando la embestida con los vuelos, pasándoselo muy cerca y rematando atrás. El astado de Montealto ha sido noble pero con menos recorrido y clase que otros de los corridos esta tarde. El joven espada toledano ha terminado su labor con luquesinas. Buena estocada. Ovación tras petición y aviso.

4º “Veraniego”, nº 78, colorado bragado. El novillo no se ha empleado ni en las telas ni en el peto, marcando querencia a tablas en banderillas. Muy bien Víctor Hernández en la faena de muleta, dejándosela puesta en la cara y ligando los pases en el sitio, hasta que el cornúpeta ha durado puesto que termina buscando los adentros, como ya apuntó en el segundo tercio, concluyendo el trasteo con circulares. Firme y con la mente despejada para pensar en la cara del animal. Estocada corta y descabello. Una oreja tras aviso.

5º “Camaqueto”, nº 71, colorado. No se desplaza mucho en el capote de José Fernando Molina, recibiendo un puyazo del picador que hacía la puerta, Daniel López, doliéndose al castigo. Brinda la faena a su cuadrilla José Fernando Molina, al tratarse de su despedida como novillero. El diestro de Albacete ha cuajado una faena importante, como importante ha sido también la embestida del burel de Montealto, encastado, con raza y con emoción, al que ha replicado José Fernando quedándose en el sitio para ligar, sin rectificar, consiguiendo trasladar mucha verdad e intensidad a los tendidos. Entregado el torero, que le ha enjaretado algunos naturales con ritmo, conduciendo a su antagonista muy despacio. Estocada algo contraria de colocación pero de magnífica ejecución, tirándose encima del morrillo por derecho. Dos orejas.

6º “Ventajista”, nº 73, colorado. El novillo de Montealto no se emplea en los primeros tercios, derribando al picador y saliendo suelto del caballo. En la faena de muleta de Álvaro Alarcón, brindada al Maestro Curro Vázquez, el animal ha sido noble pero muy soso y con poca entrega en la tela roja que manejaba el torero de Torrijos. Firme y dispuesto Álvaro Alarcón pero el novillo le ha dado pocas opciones de triunfo. Falla con los aceros. Silencio.

A hombros por la puerta grande han salido Víctor Hernández y José Fernando Molina.

Fotos: Prensa UTE Casas – Amador